top of page
Buscar

ESTRÉS CRÓNICO: 10 estrategias para lidiar con él y vivir más sanos


El estrés activa nuestro sistema nervioso e inunda nuestro torrente sanguíneo con 2 hormonas: la adrenalina y el cortisol. Estas dos hormonas aumentan la presión arterial, la frecuencia cardíaca y el nivel de azúcar en la sangre.

Estos cambios están diseñados para que podamos reaccionar a un peligro, con una respuesta de lucha o huida. Esto permitió a nuestros antepasados ​​escapar de los tigres, y hoy en día es útil para situaciones como esquivar un accidente automovilístico. Pero la mayoría de los factores estresantes crónicos modernos, como las finanzas o una relación difícil, mantienen nuestro cuerpo en un estado de tensión crónica que daña nuestra salud.


Es por esto que es importante aprender destrezas de afrontamiento para combatir los impactos negativos de los estresores en nuestra salud.


EFECTOS DE DEMASIADO ESTRÉS

Múltiples estudios relacionan el estrés crónico con un mayor riesgo de enfermedad cardíaca, accidente cerebrovascular, depresión, aumento de peso, pérdida de memoria e incluso muerte prematura.


Alguno de los síntomas:


Períodos prolongados de falta de sueño,

Dolores de cabeza severos y regulares,

Pérdida o aumento de peso inexplicable,

Sentimientos de aislamiento, retraimiento o inutilidad,

Ira e irritabilidad constantes,

Pérdida de interés en las actividades,

Preocupación constante u pensamiento obsesivo,

Uso excesivo de alcohol o drogas,

Incapacidad para concentrarse.


10 ESTRATEGIAS PARA LIDIAR CON EL ESTRÉS:

Utilice estos consejos para prevenir o reducir el estrés crónico.


1. Equilibre el trabajo y el hogar

¿Todo trabajo y nada de juego? Si pasa demasiado tiempo en la oficina, ponga intencionalmente más fechas en su calendario para disfrutar del tiempo de diversión, ya sea solo o con otros.


2. Realice actividad física

Para manejo del estrés se recomienda ejercicio cardiovascular, yo recomiendo unos 40 min diarios.


3. Limite el alcohol y los estimulantes

El alcohol, la nicotina y la cafeína pueden aliviar temporalmente el estrés, pero tienen un impacto negativo en la salud a mediano y largo plazo.

Cuide lo que ingiere: agregue más frutas y verduras a su dieta, evite los alimentos procesados ​​y el azúcar, y beba más agua.


4. Re-conéctese

Hablar cara a cara con otra persona libera hormonas que reducen el estrés. Necesita reconectarse socialmente. Pase tiempo con esas personas que lo aprecian.


5. Encuentre un hobbie

¿Le gusta la jardinería, leer, escuchar música o alguna otra actividad creativa? Participe en actividades que le brinden placer y alegría; la investigación muestra que reduce el estrés a casi la mitad y también reduce la frecuencia cardíaca.


6. Aprenda y practique técnicas de relajación

Practique Meditación o Visualización Guiada, Respiración Profunda o Yoga. Las técnicas de relajación activan un estado de descanso que contrarresta las hormonas de lucha o huida de su cuerpo. Considere tomar un curso de reducción del estrés basado en la atención plena para aprender herramientas efectivas y duraderas.


7. Duerma lo suficiente

Si duerme menos de siete u ocho horas, su cuerpo no tolerará el estrés tan bien como podría. Si el estrés lo mantiene despierto por la noche, aborde la causa y agregue meditación adicional a su día para compensar el sueño perdido.


8. Comparta tiempo con su mascota

Los estudios clínicos muestran que pasar incluso un tiempo breve con un animal de compañía puede reducir los niveles de ansiedad casi a la mitad.


9. Tómese unas vacaciones

Alejarse de todo puede restablecer su tolerancia al estrés al aumentar su perspectiva mental y emocional, lo que lo convierte en una persona más feliz y productiva al regresar. ¡Deje su celular y laptop en casa!


10. Consulte a un consejero o terapeuta

Si los pensamientos negativos abruman su capacidad para realizar cambios positivos, es hora de buscar ayuda profesional. Haga una cita hoy, su salud y su vida lo valen.

26 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page